Musicoterapia en las III Jornadas “Abriendo caminos en los cuidados pediátricos” de AEPAN

Es un placer poder formar parte de esta III Jornadas “Abriendo caminos en los cuidados pediátricos” de la Asociación de Enfermería Pediátrica de Aragón y Navarra – AEPAN que se celebrará el 31 de marzo en Zaragoza.
 
En ella podré compartir el trabajo realizado en las UCI Neonatales a través del “Programa Latidos” de musicoterapia pediátrica para niños prematuros nacidos con un peso inferior a 1.500gr, en el que se basa mi Tesis Doctoral.
Pero además tendré la suerte de llevarme una mañana de grandes aprendizajes.
 
Gracias por contar conmigo.
No hay descripción de la foto disponible.

Emocionada…

Emocionada -y tremendamente sorprendida por tooodo el cariño que he leído estos días- os doy las GRACIAS de todo CORAZÓN.

Recibir el Premio Extraordinario de Doctorado (Extraordinary PhD Award) en el acto institucional que se realizará en la Universidad Pontificia de Salamanca el próximo mes de enero hará que comience este 2020 con la sensación maravillosa de que todo ese esfuerzo -titánico en algunos momentos- que realicé desde el 2016 cuando tuve que cambiar mi tesis doctoral, comenzar de cero en una ciudad nueva criando a mi bebé en solitario (con toda mi familia apoyándome), iniciando mi proyecto personal de Música para Nacer y Crecer en Zaragoza, teclear a horas intempestivas, revisar artículos incluso cuando se me cerraban los ojos, e ir a realizar las sesiones de musicoterapia/observación a las 3 UCIN (2 en Zaragoza y 1 en Logroño) haciendo miles de encajes de bolillos… se haya transformado en un maravilloso sueño hecho realidad.

GRACIAS, GRACIAS, GRACIAS a todas las personas que de una manera u otra me han ayudado a conseguirlo.

[Así, como veis en esta imagen, comenzó todo]

La imagen puede contener: 1 persona, sentado e interior

Detalles que te llegan al corazón…

El viernes por la mañana salía de la UCIN cuando escuché un “Carlaaa”, y al girarme me encontré con la mamá de M, una bebé prematura que ha participado en el grupo control de mi investigación.

Una gran sonrisa en su cara, y en la mía. Ver a M en sus brazos -después de tanto vivido desde que llegó al mundo tan pequeña y tan temprano- me emocionó. Pero… ¡qué preciosa está! Su madre, brilla al hablar de ella. No es para menos.

Estuvimos hablado un rato, y de repente me dijo “Espera”, y se drigió a su madre. Sacó un detalle precioso y me dijo “Gracias por todo. Has sido tan importante para nosotros”. Y me emocioné. Mucho.

Estaba a nuestro lado una de las pediatras, que había salido también de la Unidad, y añadió: “es que lo que hace Carla con la musicoterapia es importantísimo“. Y yo allí, con la piel de gallina, no puder dejar de sonrojarme y de emocionarme. Darle un abrazo a la mamá, y de decirle -de corazón- que aquí estoy. Siempre.

Que a veces parezco “liada” (y lo estoy) pero que siempre sacaré tiempo cuando me necesiten.

Una familia te regala un detalle tan liiindo para que “nunca te olvides de su bebé”… y lo que no saben es que los llevaré siempre conmigo 

 

La imagen puede contener: texto