Preparando trabajos escritos.

Para mi una de las partes más importantes de mi trabajo es la fundamentación de las intervenciones que realizo: para qué, por qué, para quién, con qué.   Además de ser una herramienta muy importante para la difusión de la profesión, es una forma de mantenerme en constante evolución.  Plasmar el trabajo que uno hace con musicoterapia en papel, siendo capaz de sintetizar en 500 palabras -con 200 de referencias bibliográficas-  el caso de intervención o la experiencia sonoro-musical es verdaderamente un reto.

¿Por dónde empiezo? ¿Cómo lo estructuro? ¿Esto ha quedado claro? No, mejor esto allá...

Por otro lado, creo que es importante mostrar el trabajo que realizamos en las diferentes jornadas y congresos tanto de musicoterapia como de otras disciplinas. Así como intentar publicar dichos trabajos en revistas especializadas.

Y en eso estoy en estos momentos… trabajando sobre un artículo de Musicoterapia en el Trastorno de Espectro Autista y otro acerca de la Musicoterapia en el Trastorno Específico del Lenguaje. Ambos trabajos tengo la idea de presentarlos al IV Congreso de Musicoterapia, así como un Taller práctico.  Muchas cosas por delante, y solo hasta el 10 de mayo para llevarlo a cabo. Así que corto y cierro por hoy por estos lares. Me embarco en las letras, en las escritas y leídas con música de fondo. Esta vez de Bruce Springsteen “The Ghost of Tom Joad”, que tanto me recuerda a A. en estas tardes de soledad absoluta.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s